15 julio 2024
spot_img
15 julio 2024

Las olas de calor amenazan el medio ambiente y la salud en las ciudades mediterráneas

Es la conclusión a la que ha llegado un nuevo estudio elaborado por la Unidad de Cambio Global-IPL de la Universitat de València (UV)

¿Cómo está afectando el auge de las olas de calor en las ciudades del Mediterráneo? La Unidad de Cambio Global-IPL de la Universitat de València (UV), un grupo de investigación dedicado a analizar los cambios que experimenta nuestro planeta, ha tratado de dar respuesta a esta pregunta en un nuevo estudio.

El análisis se ha publicado en la International Journal of Applied Earth Observation and Geoinformation y he llegado a una conclusión clara: los episodios de calor extremo en las ciudades mediterráneas, cada vez más intensos, frecuentes y prolongados, suponen una amenaza para el ambiente y la salud de los ciudadanos. 

El grupo de investigadores ha seleccionado 17 imágenes representativas proporcionadas por satélites durante los periodos de julio y agosto de 2022 y 2023 y ha monitoreado la temperatura y las islas de calor de la superficie urbana. Con esta información, ha elaborado el primer mapa de zonas climáticas locales de alta resolución en Valencia basado en datos de satélites

El estudio señala que hay dos factores determinantes en el aumento de las olas de calor: el cambio climático y la estructura urbana. Esta última se refiere a cómo el asfalto, el tráfico y los edificios contribuyen a una mayor concentración del calor en el centro de las ciudades.

Como consecuencia, los ciudadanos que viven en grandes ciudades mediterráneas como pueden ser Valencia, Barcelona o Alicante sufren muchas más noches tropicales que hace medio siglo, lo que supone un riesgo para su salud.

Golpes de calor

Las altas temperaturas no solo tienen consecuencias en el medioambiente, que se ve deteriorado por la sequía y los incendios, sino también en nuestra salud. Las olas de calor extremas pueden provocar problemas en nuestro cuerpo.

Para que nuestro cuerpo funcione correctamente tenemos que tener una temperatura corporal de, aproximadamente, 37ºC . Si este alcanza temperaturas por encima de los 40ºC, nuestro sistema natural de enfriamiento puede fallar y podemos sufrir un golpe de calor

En esta situación, nuestro organismo tratará de regular la temperatura y “descuidará” otras funciones vitales. Por esta razón, una persona afectada por un golpe de calor puede sufrir problemas de salud como mareos, náuseas, confusión, baja capacidad de respuesta, irritación, calambres, dolor de cabeza, sudoración intensa… 

Algunas personas incluso pueden sufrir problemas cardíacos o accidentes cerebrovasculares, también causados por el esfuerzo que realiza el cuerpo para mantener estable la temperatura corporal.

Ciudades y altas temperaturas

Muchas ciudades mediterráneas se están convirtiendo en lo que se conoce como “islas de calor”. Este término se refiere al efecto generado en las áreas urbanas por la concentración de infraestructuras y actividades humanas

Las carreteras y calles de las ciudades suelen estar construidas con asfalto y hormigón, materiales que tienden a absorber y retener el calor durante el día y liberarlo por la noche, impidiendo que las temperaturas bajen. A esto se suma la falta de vegetación: muchas ciudades tienen pocas áreas verdes con sombra, algo que ayudaría a regular la temperatura.

El calor generado por los coches, las fábricas y los sistemas de calefacción y aire acondicionado de los edificios también contribuye al aumento de la temperatura en áreas urbanas. Además, en las ciudades los edificios tienden a ser altos y esto provoca que el flujo de aire quede bloqueado, dificultando que el calor se disipe.

En este contexto, algunas personas pueden permitirse refugiarse en casa y poner el aire acondicionado. Sin embargo, existen grupos de población más vulnerables que no tienen acceso a estos sistemas en sus viviendas o que no pueden pagar las facturas. Por eso es importante que las ciudades ofrezcan espacios públicos en los que combatir las altas temperaturas.

Últimas noticias

- Contenido patrocinado -