22 febrero 2024
spot_img
22 febrero 2024

Europa alcanza récord de temperaturas

Una nueva ola de calor podría elevar los termómetros de países como España, Italia y Grecia hasta los 49 grados

El calor extremo que empezó en junio continúa este mes de julio. La semana pasada, los países del sur de Europa sufrieron una ola de calor causada por el anticiclón Cancerbero. Las temperaturas superaron los 40 grados centígrados en diferentes puntos del sur del continente. 

Como consecuencia de esta ola de calor, el Gobierno griego se vio obligado a cerrar la antigua Acrópolis de Atenas durante las horas más calurosas (de 12:00 a 17:00) del viernes pasado con el objetivo de proteger a los turistas. La colina de esta atracción turística apenas tiene sombra y los viajeros forman largas colas bajo el calor para entrar en el recinto.

Este lunes, otro nuevo anticiclón ha llegado a Europa. Se trata de Caronte, cuya ola de calor está afectando considerablemente a España, Grecia, Italia, Turquía, Bulgaria o Rumanía. Las temperaturas de esta semana podrían batir el récord actual de Europa: los 48,8ºC registrados en Sicilia en agosto de 2021.

El calor extremo ha provocado que se active la alerta roja en más de 20 ciudades de Italia. En Roma, se podrían alcanzar los 43ºC y batir el récord de agosto del 2007, cuando se registraron 40,5ºC. Ni siquiera el norte del país se salva del calor: en Milán se esperan temperaturas máximas de 39º.

La primera semana de julio el mundo registró el día más caluroso de su historia, según informó la Organización Meteorológica Mundial (OMM), dependiente de la ONU. Según los expertos, el efecto del cambio climático está elevando las temperaturas en los océanos y en la tierra hasta niveles nunca antes vistos.

Viajar con calor extremo

Las temperaturas extremas tienen consecuencias directas en varios ámbitos. Por un lado, afectan negativamente al medio ambiente, que se ve deteriorado por fenómenos climatológicos extremos como la sequía y los incendios. Por otro lado, también pueden provocar problemas en nuestra salud, como la deshidratación o los golpes de calor

Pero además, las altas temperaturas también están teniendo un impacto directo en actividades económicas como el turismo. En los próximos años, se espera que el aumento de las temperaturas veraniegas en el sur de Europa provoque un cambio en los hábitos turísticos.

En la actualidad, los turistas que viajan a destinos donde hace mucho calor tienen que tener en cuenta ciertas recomendaciones: beber suficiente agua, mantenerse fresco, no hacer largas caminatas en las peores horas de sol, encontrar lugares con aire acondicionado para descansar…

Al hacer tanto calor en países como España, Grecia o Italia, los viajeros que antes elegían estos destinos ahora podrían optar por lugares más frescos. Por ejemplo, República Checa, Dinamarca o Irlanda, donde las temperaturas no son tan altas como en las ciudades del sur del continente. 

Según los expertos, las ciudades del sur deberán adaptarse a las temperaturas extremas si quieren mantener el flujo turístico. Por ejemplo, añadiendo sombra en áreas clave de la ciudad como plazas y parques, creando edificios sostenibles que reduzcan el impacto del calor o instalando sistemas de aire acondicionado en atracciones turísticas. 

La temperatura más alta de la Tierra

Existe un lugar en California, Estados Unidos, donde se espera que se bata el récord de la temperatura más alta registrada. Se trata del Valle de la Muerte, un valle ubicado en el desierto de Mojave. En verano es uno de los lugares más calurosos del mundo, junto con los desiertos de África, Australia y Medio Oriente.

Hasta ahora, la temperatura más alta que se ha registrado en el planeta es de 55ºC. El pasado fin de semana, las previsiones aseguraban que este lugar localizado en el Parque Nacional de California podría batir el récord de temperatura de la Tierra, superando esa cifra.

Lejos de preocupar la gravedad de esas temperaturas, la noticia generó el interés de cientos de turistas, que decidieron desplazarse hasta allí. En el centro de visitantes del valle hay un termómetro, donde los viajeros se hacen fotografías para demostrar que han estado en el lugar más caluroso del planeta.

Los viajes a este desierto de California no son una novedad. Más de 1,1 millones de personas visitan el parque cada año y aproximadamente una quinta parte de ellas lo hacen durante el verano. Finalmente, el pasado fin de semana no se alcanzó la temperatura récord, pero eso no impidió la visita de algunos curiosos.

Durante este mes de julio, Junior Report ofrecerá materiales didácticos semanalmente. Puedes suscribirte a nuestra newsletter para seguir la actualidad durante el verano.

Últimas noticias

- Contenido patrocinado -